La industria de los videojuegos

El miércoles 22 de noviembre tuvimos el placer de recibir una charla impartida por el Doctor en Ingeniería Informática y Cofundador y Desarrollador Principal de Playmedusa, don Luis Antón Canalís dentro de las actividades de las Jornadas Tecnológicas. El tema principal se orientó entorno a la industria de los videojuegos, planteándose así la más famosa pregunta que tienen los estudiantes a lo largo de su vida escolar, “Profe, ¿y esto para qué sirve?”.

01

Don Luis analizó todo el abanico de asignaturas que se encuentran en el curriculum estudiantil y nos mostró cómo estas se aplican a esta novedosa industria. Y es que, fuimos testigos de los amplios y diversos profesionales que se necesitan a la hora de crear un videojuego, ya que, no solo se necesita una gran idea, sino también un gran equipo especializado para cada ámbito requerido a la hora de hacer un videojuego. A muchos de los presentes, nos despertó la curiosidad sobre el proceso de creación de los juegos, del cual Don Luis poseía un gran conocimiento, ya que tiraba de experiencia porque forma parte de una plataforma web creadora de videojuegos, llamada Playmedusa.

[nggallery id=618]

La charla fue muy dinámica, entretenida e interesante, al ser un tema muy cercano a los jóvenes, y a los “no tan jóvenes” y, con tanto futuro, que a algunos les despertó la idea de elegir alguna carrera que esté relacionada con este ámbito. Una vez acabada la presentación, llegó el turno de las preguntas. Don Luis amablemente respondió a todas y aclaró conceptos o prejuicios que se tenían sobre los videojuegos. Y es que don Luis nos informó de los numerosos beneficios que tiene la actividad de jugar, como por ejemplo, grandes desarrollos en las capacidades de estrategias, análisis y sociabilización, entre otras. Lo que nos quedó bastante claro es que jugar es divertido, lúdico y emocionante, pero siempre respetando los límites, ya que el exceso en todo nunca es bueno.

Para finalizar, me quedaré con una frase que dijo don Luis: “Nunca es demasiado tarde para jugar”, esto anima a todas las personas volver a sentirse como niños, ya que esta ilusión nunca se debe perder.

JeanPaulo José Pereira Montelongo 2ºB Bachillerato

jornadas-tic-SIDEBAR

diciembre 1, 2016